Conmoción mundial ha causado lo ocurrido en un acto presidencial en Filipinas.

El presidente Rodrigo Duterte, se encontraba en una actividad junto a trabajadores expatriados en Corea del Sur y llamó al escenario a dos mujeres para entregarle un libro de regalo.

El problema se presentó cuando Duterte le pidió un beso a la mujer a cambio del libro y a pesar de que ella le decía que era casada y le mostraba la mejilla, él la forzó a darle un beso en la boca.

En el momento, para los asistentes de la actividad, causó risa. Pero, poco a poco, se han levantado opiniones radicalistas sobre la “broma” que hizo el presidente de ese país.

Incluso, la misma mujer dijo que se trataba de una broma, pero muchas mujeres, a lo largo de todo el mundo, no piensan lo mismo.

El grupo de Derechos de las mujeres de Filipinas Gabriela, condenaron el actuar del presidente diciendo que la “broma” se hizo para desviar la atención de los problemas que enfrenta el país y de que se trató de un acto completamente machista.

Incluso, la senadora del país Risa Hontiveros, lo calificó de un rey feudal que cree que puede hacer lo que quiere y con quien quiere debido a su posición política.

¿Qué piensas de este tipo de actitudes? ¿Crees que hay una descalificación hacia la mujer?

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.