Existe mucha información que revela científicamente las consecuencias que viven los jóvenes cuando tienen relaciones sexuales a muy temprana edad. Depresiones, enfermedades de transmisión sexual, ansiedad y otros problemas emocionales, físicos y psicológicos, son consecuencias de tener sexo adolescente.
Y lo que les estoy diciendo no me lo he inventado yo, hay cifras que lo sustentan. Aquí les voy a dar algunas:
Por ejemplo, en 1960 existían dos enfermedades de transmisión sexual, la gonorrea y la sífilis; en el cambio de siglo ya existían 30 enfermedades de transmisión sexual, y en la actualidad hay más de 35. Otro dato relevante es que en Estados Unidos, el 50% de las personas afectadas con enfermedades de transmisión sexual son adolescentes.
Uno de cada cuatro adolescentes de Estados Unidos tiene una enfermedad de transmisión sexual; lo grave es que el 80% de esas enfermedades no tiene síntomas, esto quiere decir que los adolescentes se la transmitirán a sus futuras parejas sexuales y a sus futuros hijos.
El sexo adolescente de verdad está afectando a nuestros hijos y nuestras hijas. Las enfermedades de transmisión sexual son una epidemia. Ojo, no les estoy diciendo esto para que se asusten, sino para que se den cuenta que estas famosas campañas de salud reproductiva y sexual no están funcionando, sino ¿Por qué hay muchas más enfermedades que antes? y ¿Por qué nuestros jóvenes son los más afectados?
Entendiendo esto, los padres debemos darnos cuenta de que somos los primeros responsables de educar a nuestros hijos en sexualidad, diciéndoles que deben retrasar lo más posible el inicio de su vida sexual para que de esa manera no sufran las consecuencias psicológicas y físicas que trae el inicio de una vida sexual prematura.
Si no le enseñas a tus hijos sobre sexo la cultura lo hará. Pero, ¿cómo hago para enseñarles a mis hijos sobre sexo?
Tranquilos, en el siguiente capítulo de mi vlog se los diré…

© 2017 – Giuliana Caccia Arana para el Centro de Estudios Católicos – CEC

Giuliana Caccia Arana

Giuliana está casada y tiene dos hijos. Comunicadora social (Universidad de Lima) y Master en Matrimonio y Familia (Universidad de Navarra, España), es creadora de La Mamá Oca y autora del libro “Educación en serio. Reflexiones para ser los padres que nuestros hijos necesitan” (Ed. Planeta/Sello Diana). También es Directora del área de Familia del CEC.

View all posts

Add comment

Deja un comentario