Yo no sé si hay 13 razones para morir, lo que sí te puedo decir es que es mejor estar pendiente de aquellas razones que tengo para vivir.

Estar pensando en cuales son las razones que tengo para morir es peligroso porque hace que me distraiga primero de mi verdadero propósito y segundo que puedo distraerme e irme por otro camino.

Estar alerta a aquellas cosas que podrían ser causa de mi muerte no ayudan mucho en el sentido importante de vivir. Yo prefiero estar preocupado por esas razones: ¿Por qué la vida es un regalo? ¿por qué a pesar de todas esas cosas que nos ocurren sigo creyendo que vale la pena vivir?¿por qué veo que a mucha gente le interesa vivir?

Esa es la pregunta y ¿sabes qué?, son mucho más de 13 las razones por las que vivir.

© 2017 – Ricarte Cortez para el Centro de Estudios Católicos – CEC

Ricarte Cortez

Psicoterapeuta Familiar – Médico

Médico General. Egresado de la Universidad Peruana Cayetano Heredia.
Post Título en el Instituto Familiar Sistémico de Lima – IFASIL - como Terapeuta Familiar Sistémico.
Conciliador Extrajudicial Familiar. Capacitador de personal de las Defensorías del Niño y el Adolescente.
Comunicador Social. Conductor de programas de radio y televisión.
Investigador en: violencia familiar, mediación y epistemología sistémica.
Conferencista.
20 años de experiencia como Terapeuta Sistémico.

View all posts

Add comment

Deja un comentario